Reflexión de campeón: Aurelion Sol

Por fizzNchips

Aurelion Sol ha estado en desarrollo durante una eternidad (si tenemos en cuenta sus raíces). Ya hemos hablado del tema de Ao Shin (aquí hay más información), pero a continuación hablaremos sobre el momento en que rebobinamos y decidimos crear un creador cósmico, listo para impactar en Runaterra.

Notas de diseño por Luke Rinard (Rabid Llama)
Notas artísticas por Gem Lim (Lonewingy)
Notas narrativas por Matt Dunn (FauxSchizzle)




A pesar de los retos del pasado, seguíamos con la idea de que el arquetipo de un dragón era genial para un campeón, así que lo más importante era asentar una temática o un estilo para el dragón que queríamos crear. Primero tanteamos con dragones de humo o tierra para encajarlos en alguna de las facciones de Runaterra. Pero un dragón con equipación noxiana, mejoras hextech o vestimentas jonias no acababa de encajar... el dragón no daba la sensación de ser único en Runaterra. Comenzamos a pensar más a lo grande, y fue entonces cuando el equipo de Fundamentos nos enseñó su proyecto de redefinir el monte Targon y su historia.

Eso encajó al instante. En vez de adherir al dragón en una de las facciones preexistentes, podríamos hacer que descendiera del universo a Runaterra. El monte Targon ya era una especie de puente que conectaba Runaterra con el mundo celestial (en especial, Leona y Diana), así que tenía sentido alinear la idea del campeón. Aquello nos permitía apuntar más alto, hacer algo superior a lo que habíamos hecho hasta ahora. Y hay que reconocerlo: el precio de tener un dragón es que tiene que ser épico.


Mecánicas de un dragón


Con el material del equipo de fundamentos en mano, comenzamos a pensar en cómo funcionaría exactamente un dragón espacial en League of Legends. ¿Atacaría con la cola? ¿Volaría? ¿Tendría alas? ¿Escamas? ¿Lanzaría fuego? Todas esas preguntas necesitaban una respuesta, así que enviamos un dragón de pruebas a la Grieta para comenzar a trastear con él.

    Acudimos al cielo nocturno en busca de inspiración, con la idea de un cometa; un cuerpo brillante, ardiente, y con una cola etérea.

Incluso antes de asignarle las habilidades, había algo en su forma que no iba en la dirección que teníamos pensada para el campeón. La cola del dragón serpenteaba detrás de él, y era muy fácil para sus enemigos alcanzarlo con sus habilidades. Intentamos ir en esa línea, seguir el concepto de un dragón tanque, pero eso nos alejaba de nuestro dragón cósmico mágico, y además la cola generaba problemas. Además de parecerse más a una serpiente que a un dragón, el arbusto triple de la calle superior le permitía tener la cabeza en la maleza, tener el cuerpo al descubierto y la punta de la cola en la otra porción de maleza distinta. ¿Cómo afectaría eso a la visibilidad en la partida? Decidimos probar otras formas para su cuerpo, y al final acudimos al cielo nocturno en busca de inspiración, con la idea de un cometa; un cuerpo brillante, ardiente, y con una cola etérea. Nuestro dragón comenzaría siendo totalmente sólido, pero su forma se iría volviendo más y más etérea (con estrellas titilando en su cuerpo), y una cola mucho más corta.

Recibimos buenas críticas. Íbamos por buen camino. Lo siguiente fue determinar el aspecto del dragón en el juego. Éramos más que conscientes de las distintas interpretaciones que tienen los dragones alrededor del mundo (en la mitología del oeste los dragones son criaturas enormes, voladoras y que escupen fuego, mientras que en el este tienden más a ser criaturas serpentinas y acuáticas), así que decidimos no suscribirnos a ninguna dirección en particular. También era importante indagar en el carácter del dragón. Crear un dragón cósmico está muy bien, ¿pero quién representa que es? ¿Qué sentido tendría un dragón que posiblemente fuera del tamaño de una galaxia en un mundo como Runaterra? ¿Cómo, o por qué, interactuaría con los habitantes del planeta?


Una Estrella del rock


¿Entonces, que sabíamos sobre este dragón espacial gigante? Comenzamos a pensar sobre el cosmos, y en el motivo por el que el dragón pertenecería a él. Varios conceptos no funcionaron, pero el que sí que lo hizo fue el de un creador celestial, alguien cuya misión sería crear galaxias enteras en su camino hacia el fin. En vez de una bestia al estilo Rek'Sai, él es un artista; un ser mágico que durante siglos ha ido creando las constelaciones que iluminan el cielo nocturno. Esa idea iba de la mano con el aspecto que le teníamos preparado, así que la tomamos como válida. Solo nos faltaba una chispa, algo que nos pillara desprevenidos, un toque cuadrado en su personalidad redonda. Por eso le dimos una pincelada de pomposidad para acompañar su magnificencia.

    Nos faltaba una chispa, algo que nos pillara desprevenidos, un toque cuadrado en su personalidad redonda...

La referencia que había circulado por la oficina era la de David Bowie. Cumplía todos los requisitos que habíamos ido anotando para el dragón: era artístico, maravilloso y su referencia a "Ziggy Stardust" (polvo estelar) le iba como anillo al dedo. Queríamos que nuestro dragón fuera engreído y pretencioso, pero además, que no le pasara factura. Imaginaos que alguien dice ser el mejor músico del mundo, y entonces se sienta en el piano y produce una legendaria obra maestra que cambia el mundo. ¿No tendríais más opción que darle la razón, no? Queríamos que nuestro dragón fuera así, pero que creara galaxias en vez de composiciones musicales. ¡Imaginaos su ego! Sería condescendiente y desdeñoso como ningún otro, pero se lo habría ganado, así que lo adoraríamos de todos modos. Obviamente tuvimos que elegir el nombre con más cautela de la habitual. El personaje más grandioso del universo no se llamaría "Steve" o "Gary", queríamos un nombre mucho más espectacular. Tras varias semanas de nombres y apodos, se nos ocurrió el nombre por el que lo llamarían los targonianos. Era artístico, pretencioso y grande. Aurelion Sol.

Habíamos resuelto varias preguntas, pero aún nos quedaba una de las grandes: ¿por qué? ¿Por qué estaba ahí? Volvimos al monte Targon y comenzamos a pensar en posibles conexiones entre este y Aurelion Sol, y cuando conocimos la historia de los Aspectos , decidimos que encajaría bien. Diseñamos la historia de Aurelion Sol como una criatura que los targonianos honraron con una corona, aparentemente un tributo a su magnificencia, pero que en realidad forzaría al dragón a ser su siervo. Básicamente fue víctima de su orgullo, y actuó al son de Targon hasta que tuvo un motivo para volver a Runaterra: recuperar su libertad. No destaparemos la historia completa de Aurelion Sol aquí, pero sí que diremos que encaja a la perfección con el personaje.



    Volvimos al monte Targon y comenzamos a pensar en posibles conexiones entre este y Aurelion Sol...

Una estrella cósmica


Mientras tanto, Luke seguía experimentando con el kit de Aurelion Sol, y CertainlyT lo ayudó a que el estilo de juego fuera sólido. Sabían que el dragón poseería un gran poder mágico, pero como bien dijo RiotWrekz, "no debería ser un mago con traje de dragón". Se centraron en darle un movimiento fluido y en enfatizar el movimiento de su cola, y trataron de darle un gran toque distintivo del resto de magos. Al final las estrellas terminaron siendo la representación de ese esfuerzo, forzando estar en constante movimiento para que el objetivo esté a la distancia perfecta. Nova estelar fue un nuevo punto de interés capaz de convertir el baile de Aurelion Sol en una carrera hacia el peligro. Cometa de leyenda recibió la influencia de CertainlyT, según el cual volar tenía que ser como una recompensa, es decir, el jugador tendría que ganárselo. Ir acumulando velocidad hasta el despegue resultó supersatisfactorio, y los enemigos de Aurelion Sol tienen un margen para interrumpirlo. Poco a poco, una habilidad tas otra, conseguimos un kit a la altura del personaje de Aurelion Sol como lo habíamos representado en la narrativa y en el arte.



    Sabíamos que el dragón poseería un gran poder mágico, pero como bien dijo RiotWrekz, 'no debería ser un mago con traje de dragón'.

El creador, completo


    Decidimos usar el carácter físico de la parte delantera del Forjador de Estrellas para resaltar el poder que la corona de Targon tiene sobre él...

Comenzamos a darle los toques finales a Aurelion Sol. Retocamos su aspecto, lo animamos para que tuviera un toque menos acuático, e hicimos que su cara fuera menos bestial y más atractiva. Lo siguiente fue la corona, que enlazamos con su estilo de juego. Éramos conscientes de que la cabeza de Aurelion Sol destacaba más que su cola, pero decidimos usar el carácter físico de la parte delantera del Forjador de Estrellas para resaltar el poder que la corona de Targon tiene sobre él, y añadimos estrellas a su cola, justo en el otro extremo. Así duplicamos la magnitud del dragón, y a su vez reforzamos el lugar donde los jugadores deberían apuntar sus habilidades al combatir contra él... !Magia!. Por último, elegimos al actor para que le pusiera voz, y nos dirigimos al estudio para grabar el audio de Aurelion Sol. No nos costó decidir sus frases, puesto que Aurelion Sol tiene mucho que decir (especialmente al resto de campeones), aunque al pronunciarlas les faltaba algo. Tras varias tomas, hicimos algo un poco inusual, y le pedimos al actor que hiciera manos de jazz mientras pronunciaba las frases. Funcionó de maravilla y, cuando terminamos de grabarlas, nuestro glorioso dragón cósmico estaba preparado para entrar a la Grieta.


3 years ago


Contenido Relacionado